La mitología de las Startups
En el ecosistema emprendedor se utiliza un lenguaje muy característico para clasificar a las startups del sector.

Si no estás familiarizado con estos términos, el siguiente artículo te sorprenderá con una gran variedad de palabras para referirse a los distintos tipos de startups dependiendo del tamaño, el capital y el objetivo de cada una.

Unicornio 🦄

Un unicornio es un término utilizado en la industria del capital de riesgo para describir una startup. Se denomina unicornio a aquella empresa que se financia con capital privado y cuya valoración supera los 1.000 millones de dólares. Este tipo de empresas son organizaciones disruptivas e innovadoras que apuestan por un crecimiento en cuota de mercado para el que necesitan fuertes inversiones que garantizan un rápido crecimiento y un gran alcance evitando así que puedan ser copiadas.

Un ejemplo de empresa unicornio es Cabify, una plataforma tecnológica de movilidad, que pone en contacto a usuarios particulares y empresas con las formas de transporte que mejor se adaptan a sus necesidades, a través de una app móvil para teléfonos inteligentes. Fundada en 2011 por Juan de Antonio, Cabify tiene una valoración actual de 1.400 millones de dólares.

Decacornio

Conocemos por Decacornios aquellas empresas unicornios que han superado los 10.000 millones de dólares de valoración. Un decacornio debe estar en fase de crecimiento y disponer de un enorme potencial, es una empresa joven, tener financiación privada y no cotizar en Bolsa, experimentar una rápida fase de crecimiento y estar vinculada a las nuevas tecnologías.

Un ejemplo de empresa decacornio es Airbnb, una compañía que ofrece una plataforma digital dedicada a la oferta de alojamientos a particulares y turísticos mediante la cual los anfitriones pueden publicitar y contratar el arriendo de sus propiedades con sus huéspedes. Es una empresa con presencia internacional y que experimentó un gran crecimiento en un corto periodo de tiempo. El impacto de esta startup en la economía global es de gran magnitud, ya que ha generado un cambio sustancial en la forma de consumir este tipo de servicio.

Dragón 🐲

Una empresa Dragón es aquella empresa unicornio que devuelve íntegramente a los inversores los fondos que en su día invirtieron. Para los inversores, un dragón es una apuesta mucho más segura. A diferencia de los unicornios, los dragones pueden devolver todos los fondos. Debido a esto, los dragones son cuatro veces más raros que un unicornio. El capitalista de riesgo debe identificar al dragón cuando es una empresa joven o recién está comenzando ya que ahí es donde radica su habilidad.

Fitbit, una empresa de pulseras inteligentes es un ejemplo de empresa Dragón que consiguió obtener 732 millones de dólares con la venta de acciones en su oferta pública inicial, una cuantía que triplicó la inversión inicial realizada por la empresa americana de capital de riesgo, Foundry Group, en el valor de 240 millones de dólares.

Dinosaurio 🦕

Una compañía dinosaurio son aquellas grandes empresas que habían salido a bolsa, que tenían capital público, y que en muchos casos estaban sobrevaloradas. Son empresas que se encuentran extinguidas o en vías de extinción como es el ejemplo de Nokia, un gigante innovador que pasó de líder tecnológico a dinosaurio empresarial en menos de una década.

Nokia dominaba el mundo de la telefonía móvil y parecía destinada a convertirse en la compañía dominante en el mundo entero. Sus acciones cotizaban a 56 dólares hasta que cayó en picado hasta toparse con la extinción.

Centauro

Un centauro es aquella startup con una valoración superior a los 100 millones de dólares. Una empresa unicornio cuando sobrepasa los 100 millones, su notoriedad es considerable y se convierte en un centauro.

Podemos encontrar ejemplos nacionales de startups centauros en casos como el de Wallapop, una empresa española fundada que ofrece una plataforma dedicada a la compra venta de productos de segunda mano entre usuarios a través de Internet.

Pony 🐴

Entendemos por Ponys las empresas emergentes calificadas con un valor por encima de los 10 millones de dólares, es decir, que se valúan entre 10 y 100 millones. Entre esta categoría se encuentran muchas empresas tecnológicas que invierten en tendencias como: plataformas de grabación de voz mediante la “nube”, o proveedores de soluciones de mercadeo móviles.

Un ejemplo de ello es la app gratuita Badi que a través de su plataforma permite a los usuarios alquilar habitaciones por meses. Ayuda a encontrar habitación en una casa compartida o a alquilar un cuarto que no esté en uso.

Minotauro

Los minotauros son aquellas empresas que valen más de 1.000 millones de dólares. Un ejemplo de una empresa Minotauro es el de Facebook, unservicio de redes y medios sociales online que cuenta con más 2.320 millones de usuarios registrados alrededor de todo el mundo, un público casi equivalente al 10% de la población mundial. La valoración de la compañía de Mark Zukenberg supera los 50.000 millones de dólares.

Cebra 🦓

Las cebras son un nuevo modelo de negocio rentable que soluciona problemas reales y en su camino ayuda a contribuir al cambio social. Se les ha denominado ‘cebras’ porque son animales reales (no imaginarios como los unicornios), son blancas y negras a la vez (son negocios que quieren ganar dinero pero al mismo tiempo contribuyen a la mejorar la sociedad) y son animales sociales que conviven en grupo y se protegen los unos a los otros. Las cebras se rigen por valores como la cooperación, el compartir, la sostenibilidad, etc.

Un ejemplo de ello sería la startup Tinsel, una empresa emergente que diseña audifonos ocultos en collares.

Camello 🐫

Esta nueva última clasificación ha surgido a raíz de la crisis provocada por la pandemia del coronavirus y hace referencia a aquellas empresas que son capaces de sobrevivir a cualquier contratiempo.

Los camellos son startups resilientes que pueden superar las inclemencias más extremas y no están enfocadas en el hipercrecimiento que suelen demandar los mercados del capital riesgo. En los mercados emergentes son empresas de las que podemos aprender, porque han sobrevivido a climas comerciales adversos con menos capital y apoyo del ecosistema. Se les ha otorgado este nombre haciendo referencia a su capacidad de adaptarse a múltiples climas, sobrevivir sin sustento durante meses y soportar duras condiciones.

More
articles

¿Quieres saber más?

Innovamos con éxito

¡Contáctanos!
Te responderemos lo antes posible